miércoles, noviembre 17

Lujuria del alma...

Jaime Ibarra

Como secar esta catarata de que de mí se apodera...embriagando mi entorno del incienso amor que la origino...del cual fui creada como todos...por qué?... las caricias hechas con ternuras se perciben como garras arpías en los corazones... oscureciendo...cerrando todo sendero...arrojándolo con desdén... el cantar del pájaro que en su vuelo solo quiere llevar dulce melodía...numerosos tripulantes de barcos acostumbrados a la tormenta de sus mareas...se quedan pasmados de incertidumbre al encontrar placidez en el alma donde solo los remos halaga las aguas como viajero alado sobre ellas...y desconfían porque toda su fe fue destruida...condenada a ser acallada...a cercenarla si brota de la rama reverdeciendo a él huraño árbol...



A veces siento que los pesares nos arrojan a un oscuro acantilado...en medio de las miasma...se presenta el poema...el verbo arrojado sobre el blanco lienzo...ese que con vértigo va floreciendo de utopías...se lee como un sueño que se reparte como caramelos a los niños...pero que cada silaba este teñida de la sangre...de la medula del amor muchos no lo creen...pues piensan han muerto o peor aun nunca existió...que fue exiliado de la vida en el medio del vocerío de la angustia que se cierne sobre nosotros con los pies empantanados en la realidad...que impide marchar hacia las temidas cumbres...a los azules que torturan llenos de sol...



Quizás padezco de la lujuria de amor del alma...esa que se mueve con agilidad en los confines de las estrellas...que beben de la luminosidad de los bosques...en los ríos que con sus ecos recorren las montañas...en la voluptuosidad en el lenguaje aromático de las flores...en la ternura de las miradas de los niños que aun no se contamina...a mí también me abruma el peso de la existencia...pero me gusta repartir auroras...y me pregunto...por qué?...no puedo invitarte a mirar el alba...a descubrir el soneto de la vida...el guijarro en la orilla del mar...callar ante la grandiosidad del viento...en la gloria del sol...de la complicidad de la luna...o a correr juntos por la pradera de tu alma...yo soy tenaz y seguiré empujando con fuerza los postigos cerrados...aunque muchas veces no logre abrirlas...pero siempre ten por seguro que lo intentare...


Xiomara Beatriz

15 comentarios:

Taty Cascada dijo...

Todas las almas sensibles, padecen ese síndrome Xiomara...Nos estrellamos, azotamos contra puertas, portones, cerrojos, pero somos testarudos porque creemos en el amor. Sabemos que estamos predestinados a luchar por su caricia, todos los días de la vida.
Un beso para ti querida amiga.

doctorvitamorte dijo...

Esa lujuria de amor del alma
que padeces
es un sentimiento muy bello.
"Me gusta repartir auroras". Precioso,Xiomara

NV BALLESTEROS dijo...

Tener esa lujuria debe de ser hermoso...


Besos con cariño

Madam Mim dijo...

No me brotan palabras varias,es simplemente HERMOSO todo eso que describes.

Rosa Jiménez dijo...

Muchas veces queremos entrar en lugares que se nos presentan hermosos. Algunos jardines paradisiacos tienen un candado demasiado duro, un candado que puso su dueño para limitar entradas. Y en la puerta exigen normas disfrazadas de princesas que el dueño convierte en ranas. Así que amiga Xiomara, no sufras, no llores de tristeza por cruzar la puerta, llora de alegría y podrás regar el jardín desde fuera, sin candados que limiten tu entrada. Quien pone candados no te merece.. Vuela libre y sigue repartiendo auroras y amor sin vertigos ni acantilados, sin ogros que se crean dueños.
Muchos besos.

Pluma Roja dijo...

Padecer de la lujuria del amor del alma debe ser algo excelso. Envidio esa capacidad, aunque a veces presumo de haberla padecido. Una cascada llena de bellos versos.

Un gran beso Xiomara.

Hasta pronto.

Jordi dijo...

Imposible caer al oscuro acantilado con esas alas rojas de pasión, amor y sentimiento. Volar cerca de las estrellas, en el infinito espacio de las auroras cósmicas, es tu destino, tu don, tu privilegio...

TORO SALVAJE dijo...

A tenaz no te gana nadie.
Eres invencible.

Besos.

El Ser Bohemio dijo...

Muy buena entrada tiene fuerza. Me encanta como escribís creo que todos tenemos esa cuota de lujuria. besos y espero que estés bien.

http://www.el-ser-bohemio.blogspot.com/
http://www.mi-adn.blogspot.com/

El Mar...Siempre el mar dijo...

Quien pudiera decir lo mismo mujer.
Hay quien sintiendo el alma ansiosa de que le miren unos ojos determunados siente que el vacio es quien le mira y va perdiendo no las ganas de esa mirada sino la certeza de que nada hay ya que los una solo la tozudez de un amor que no tiene futuro.
Quien pudiera ser como tu y seguir intentandolo.

El poema no solo me gustó...me hizo bucear en mi. ¡¡Gracias tambien por la música"

Mi mejor sonrisa para ti

Jairo Andres Loaiza-Espinoza dijo...

Xio querida, pues como siempre y no me canso tus post tienen ese toque especial... pero en este particularmente me quede por mucho tiempo leyendo una dos y ttres veces... porque aquella lujuria del alma es la que muchas veces me ha dejado perdido en el bosque, buscando que me abran la puerta donde algun ayer vivi feliz y en el hoy ya no hay naada...

Te dejo mis dias de sol querida amiga..

JALE

silenciodelanoche dijo...

que bello post, impresionante .esa lujuria que a veces sentimos nos lleva a emociones profundas. la lujuria del amor. impresionante me fascino , no me canso de leerla.

un beso

Abrazos  ★   ★    *      ★         ★  

Tere dijo...

Sabes... no podría estar mas tan encantada al llegar a tu blog, esas palabras relatadas en tu entrada son inimaginables, una vez mas las palabras exactas para endulzar y encantar el alma... mis mejores vibras para ti siempre, saludos un beso y un gran abrazo.
Tere...

el iosu dijo...

Regresamos a Ítaka. Los navegantes tapan sus oídos ante La Sirena. Temen ser atrapados por su bello canto que lleva a la locura; por eso aún seguimos y seguiremos vagando, sordos, perdidos y... tan sedientos.

No calles nunca.
un beso

tinta negra dijo...

que bella lujuria de amor!°
---...!° te quedo fabuloso"!°


Saludos!°