viernes, octubre 2

No hace falta que te quedes....



"No hace falta que me mires... no hace falta que lo digas... no hace falta que me expliques cuando lloras o te ríes"…

No hace falta decirte que siempre viajo a ti como rayo de sol sobre pétalo dando especial luminosidad a su color … como llovizna que con ternura deposita su roció calmando la sed de la flor …como viento suavemente arrullador va buscando siempre acunarte entre nubes de algodón…o como agua que hace danzar las algas marinas con sus corrientes plenas de devoción…así desfragmento mi amor en pequeños detalles sin más avidez que arrojar al viento mis sentimientos….que él los acarree a manera de suaves ecos hasta la otra orilla del océano tratando con ello de acortar distancias …para que así escuches los dulces ecos de los latidos de mi corazón

Y abandonar así los corazones fríos y sin latidos que pretenden clausurar el mío…me despojo de vestiduras de lana para alzarme con la brisa cálida que viene a mi rescate ataviada solo de estrellas que me libra de senderos oscuros… y en cada vuelo despliego mis alas hambrienta de luz hacia donde el tiempo curva su curso y cada minuto se torna en horas… y las horas se transforman en minutos cuando se siente la vida de esta forma tan visceral como la siento yo…
Xiomara Beatriz

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Siendo sapo de ancas escasas, casi indigesto, me convierto en grácil insecto volador y me imanto de las luciérnagas de tus ojos. Vuelo hacia la luz hipnótica de tus pupilas y me abraso, kamikaze feliz con su destino, por querer estar cerca de ti...

Xiomara Beatriz dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
eyael dijo...

Hacia esa luz dejo que mi corazón me guíe.
Paz de vocablos que nace de la pureza de la esencia que es tu corazón.
Vivir para ser en un todo que se llama ...AMOR.

Xiomara Beatriz dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.